¿Cómo te puede ayudar la marca personal?

Marca Personal

 Si queréis una definición pura y dura de diccionario  de marca personal, no estáis en el sitio correcto, para mí, la marca personal no se define, se trabaja y se logra

 La primera vez que escuché hablar sobre la importancia de una marca personal fuerte y consolidada casi me da un patatús ¡Cuánto trabajo tenía por delante! La verdad que no sabía por dónde empezar… ¿Qué hago primero?

¿Alineo todas mis redes sociales? ¿O quizás mejor empezar por abrir algunos perfiles nuevos? ¿Y qué me decís del tema fotos de las redes? Cada una con un lienzo diferente, poco formales, demasiado formales […]

Si os encontráis en alguna de estas situaciones, ¡lo entiendo! Pero también os digo que no os agobiéis.

En muchas ocasiones tenemos redes sociales por tener, abrimos nuevos perfiles por abrir y sin embargo, después caen en saco roto…”no tengo tiempo para Twitter, ufff qué pereza construir mi perfil de Linkedin” ¿Os suena verdad?

 Si os digo que tener una marca sólida ayudará a conseguir los objetivos profesionales de cada uno no estoy chalada. Es de verdad.

Marca personal. ¿Por dónde comienzo?

 Ahora bien, os preguntaréis ¿por dónde empiezo a reorganizar todo este cacao?

  En primer lugar, destacaría varios puntos para incluir en el proceso:

 -Cambio de chip

 -Definición de objetivos

 -Aportación de valor

 -Sé tú mismo

En segundo lugar, dedicar el tiempo que sea necesario a pensar para qué queremos utilizar nuestra marca personal.

Por último, comenzar a trabajar duro en ello

Por suerte (sí, digo por suerte) a mí también me tocó vivir este momento y he de decir que no es sencillo seguir el proceso de “el cambio”. Si de verdad quieres apostar por tener tu marca personal, como decía antes, se tiene que cambiar el chip y trabajar en ello de forma constante.

En mi caso, quería realizar un cambio de sector. No quería pasar de ser psicóloga a bailarina, sino saltar del turismo al marketing digital o al menos poder combinar ambas disciplinas, pero si hubiera querido ser bailarina, seguro que la marca personal también me habría ayudado a conseguir el objetivo.

¿Qué quiero decir con esto? Que la marca personal aplica a todas las personas, a todas las profesiones y profesionales, desde abogados hasta fontaneros. Desde pilotos a autónomos.

¿Para qué me puede ayudar la marca personal?

Seguro que os estaréis preguntando…y a mí ¿Una marca consolidada me puede ayudar a conseguir mis objetivos? ¡Desde luego que sí!

Se me ocurren diferentes situaciones donde podría ayudar:

                  -Búsqueda de empleo si estás en paro

-Cambio de sector

-Ascenso dentro de tu propia empresa o cambio interdepartamental

-Transición de trabajador por cuenta ajena a cuenta propia

-Posicionamiento de tu propia empresa

-Estudiante que ha terminado la universidad y quiere abrirse camino en el mundo laboral

Si te sientes identificado con alguna de estas situaciones o alguna otra que se me escape ahora mismo ¡bingo! Estás en el camino correcto

Manos a la obra: la importancia de internet

Todos sabemos el peso que internet ha cobrado en nuestras vidas, no es el caso explicar de nuevo este tema. Al igual que ha revolucionado nuestra manera de vivir, de comportarnos, de comunicarnos, de relacionarnos, etc no podemos perder de vista la importancia que ha ejercido y ejerce sobre la propia persona.

Qué hacemos en internet, qué contenidos publicamos y un largo etcétera pueden marcar la diferencia entre conseguir un puesto de trabajo o no. Estoy hablando de la huella digital y del cómo forjar una marca personal.

Huella digital

Huella digital

Sí, hace unos años era una locura pensar esto, pero hoy mismo no lo es, es más, cada uno de nosotros debemos cuidar nuestra huella digital, que traducido al castellano, es lo mismo que cuidar nuestra presencia en internet: cómo nos relacionamos con otras personas/empresas, en qué foros participamos, con qué tono realizamos nuestras publicaciones, cuál es el uso de nuestras redes sociales (profesional, particular o mixto), entre otras muchas cosas.

Muchas empresas rastrean y descartan a posibles candidatos según su huella digital. Sí, hace 10 años no ocurría esto, ahora sí, es una realidad.

Forjar una marca personal

No me considero una experta en marca personal, para esto os recomiendo otros buenos profesionales como Óscar del Santo y como Dan Schawbel y algunas de sus lecturas, sin duda, diría que obligatorias como Me 2.0 o Promote Yourself.

 Pero sí he tenido que trabajar mi marca personal muy a fondo y a día de hoy no puedo decir que sea perfecta pero sí está alineada con mis objetivos profesionales y personales, que parece poco pero es muy importante.

Vale, estaréis pensando, ¿Y qué hiciste?

1. Para comenzar, mi objetivo número 1 era un cambio de sector, no imposible, pero tampoco sencillo con lo que empecé por anotar cuáles eran mi objetivos y cómo me gustaría vivir de aquí a unos años. Gastad todo el tiempo del mundo en esto, es más importante que una inversión en bolsa si me apuras.

2. Después, investigué nuevas redes sociales en las que podría tener presencia y me podrían ayudar a forjar mi marca personal.

3. En tercer lugar, alineé y puse orden en mis redes sociales. Básicamente estoy usando: Facebook (perfil personal y página), Google +, Linkedin, Twitter e Instagram y creé mi propio blog personal de los pies a la cabeza que, sin duda, os dará un empujón importante.

Alineación de redes sociales y perfiles

•Intentar utilizar la misma foto de perfil en todas las redes sociales. No valen fotos de borrachera en la playa, fotos con gafas de sol, etc. Tampoco digo que haya que poner la foto de la graduación de la Universidad pero, yo lo llamaría algo, (in)formal.

•Definir una descripción breve, algo que te defina, no sólo como profesional sino también como persona (gustos, aficiones, etc) Piensa que no tienes tiempo para contar al mundo lo maravilloso que eres y lo bien que juegas al golf, sino que has de pensar que cualquier empresa o persona puede ver tu perfil y en 5 segundos debe hacerse una idea de quién eres (aunque después podáis hablar, por su puesto) Es tu escaparate y se ha de cuidar al máximo

•Definir el uso que quieres dar a tus redes sociales y mi recomendación es separar lo personal de lo profesional. Si decides que Twitter sea de uso profesional, lo ideal es seguir en esa línea y así con todas las redes sociales. En algunas ocasiones puede existir lo que llamaría “uso mixto controlado” donde se podría combinar parte personal y profesional de forma que una no “perjudique” a la otra.

•Ser tu mismo. Esto es muy muy importante. No sirve de nada crearte tu marca personal “falsa”.

Es decir, no sirve decir que eres un experto en derecho laboral y has trabajado con clientes de prestigio, cuando tu especialidad es derecho penal. Y lo mismo lo extrapolamos al perfil más personal, no sirve decir que eres una persona extrovertida y dinámica cuando después tu personalidad es totalmente inversa. Se honesto y a la larga funcionará.

•Por último, hay que ser constante y dar continuidad a todo esto. No vale poner todo en orden y “pasar” de las redes sociales. Como decía en algún punto, es un cambio de chip al 100%

Lo único que me queda por decir es que el proceso es lento pero los resultados llegan. Hoy ha pasado poco más de 1 año desde que comencé con el giro a mi carrera profesional y puedo decir con orgullo que la marca personal me ha ayudado mucho y mis objetivos se están cumpliendo poco a poco.

¿Y vosotros qué opináis sobre la marca personal?

 

¡Si te ha gustado, compártelo!   ↓↓

Raquel Lora
Raquel Lora

Especialista en Marketing Digital Turístico